Sola contra el mundo

¡Dios…añoro tanto!
ya no me quedan reproches,
ya no sé que más cuestionar…
soluciones tomadas, promesas hechas…

Y sé que todo ello fue lo correcto en su momento,
cambios inevitables en mi vida,
para facilitar el caminar de los míos,
en búsqueda de la opción menos mala.

Y ahora…ahora tan solo añoro
la comprensión del vástago perdido,
el apoyo del padre amante en la distancia,
el amigo que entiende y apoya mis actos.

Sola contra el mundo,
sola en la lucha por subsistir,
sola con mis miedos e inseguridades,
sola…incomprendida…perdida…

image (43)

Sola hasta que escucho tu palabra,
veo la comprensión en tu mirada,
siento el calor de tu abrazo,
descanso mi cabeza en tu hombro.

Es entonces cuando dejo a un lado todo reproche,
cuando entiendo que hay acierto en medio del fallo,
cuando retornan fuerza y coraje,
cuando vuelve la sonrisa porque sé que puedo.

Y concluyo que la lucha merece la pena,
que seguiré avanzando cual hormiga,
incansable, infatigable…insaciable.
Porque es mi momento y así he de sentirlo.

Anuncios

Entras en mi vida como un torbellino:
palabras e imágenes incesantes,
segundos robados a cada hora.
Para decir “estoy aquí”

Y te doy un espacio en ella,
me abro a ti dando cuanto recibo:
deseos de un hermoso día,
risas compartidas a través del teclado…

IMG-20150617-WA0021

Y poco a poco se forja la amistad,
un lazo en la distancia,
un nexo débil fortalecido tecla a tecla,
apareciendo el deseo de acortar la distancia.

Porque te he dado espacio en mi vida,
incluido en mi pensamiento y mi tiempo,
porque he llegado a reír y llorar contigo,
te he sentido cercano, amigo.
Y ahora que estás en mi mundo,
lo dejo abierto para ti,
para que entres a tu antojo,
para que juegues en él…mas no con él.
Y seguiré sonriendo ante un buenos días,
deleitándome ante la belleza de una imagen compartida.
escuchando inquietudes, haciéndote partícipe de las mías.
Ya formas parte de mi libro, mi autobiografía.

Esplendoroso otoño

No quiero vivir en la niebla del pasado
encerrada entre la gris y fría piedra.
No deseo una visión borrosa de cuanto me rodea
sentir cada uno de los vacíos que el tiempo lleva al corazón.

No quiero vivir una tristeza con disfraz de alegría,
forzar sonrisas mientras llueve en el alma.
No deseo decir un te quiero por ser lo correcto,
besar…abrazar por ser lo pactado.

image (40)

Quiero y lucho por disipar la niebla,
por convertir la fría piedra en roca receptora de sol.
Quiero y lucho por alcanzar una nueva visión de mi entorno,
rellenar los vacíos permitiendo al corazón ser tocado de nuevo.

Quiero un otoño de doradas hojas alfombrando la fría piedra,
un otoño que recuerde a primavera, al brote de una nueva etapa.
Quiero la serenidad que aporta lo aprendido a través de lo vivido,
que mi alma brille ante el entusiasmo por lo nuevo, lo que está por llegar.