Dos segundos

Dos segundos por quererte, por las veces que leo tus silencios… Dame dos segundos.   Uno para decirte “detente” otro para invitarte a pensar.   Dos segundos para frenar la impulsividad adolescente, para seguir siendo la mano que te ayude a crecer. _____________________ Autor: Sole Moreira Derechos reservados